Un ladrón murió a martillazos mientras que un padre e hijo fueron baleados por su cómplice

14-05-2018
   Padre e hijo fueron baleados por el cómplice del ladrón fallecido en el atraco ocurrido cerca de a medianoche del sábado último.

Un delincuente murió al ser atacado a martillazos por un joven que a su vez resultó herido de bala junto a su padre, durante un asalto en una vivienda de la zona rural cercana a la localidad mendocina de Montecaseros, en el departamento de San Martín.

Todo se inició cuando los dos delincuentes, uno de ellos provisto de un arma de fuego, se introdujeron en una finca situada en Anzorena y Florida, informaron fuentes policiales y medios locales.

Los asaltantes amenazaron con fines de robo a los cuatro integrantes de la familia, presentes en la vivienda, momento en el cual uno de los damnificado, un joven de 27 años, tomó un martillo y atacó a golpes al ladrón que se encontraba armado.

El cómplice del herido abrió fuego y baleó tanto al joven, como a su padre, de 66 años, y escapó a bordo de un auto, aparentemente junto a un tercer cómplice.

Padre e hijo, en tanto, fueron llevados al Hospital Perrupato, donde fueron asistidos por las lesiones de bala y quedaron internados.

El delincuente fallecido fue identificado como Ceferino Antonio Sepúlveda, de 39 años, quien tenía domicilio en la zona.
AMR/LDC

Contanos que te pareció la nota