Pelea en Constitución con Policías: el hombre murió por una cardiopatía y no presentaba golpes

21-10-2017
   El juez que investiga el hecho dispuso no adoptar ninguna medida contra los efectivos ya que considera que actuaron dentro del protocolo correspondiente.

El hombre de 32 años que murió luego de pelear con un grupo de policías en un local ubicado frente al Paseo La Estación en el barrio porteño de Constitución, murió por una cardiopatía y no presentaba golpes como causal de muerte, según determinó la autopsia.

Según fuentes de la Policía Federal los efectivos se dispusieron a detener a dos de los cuatro comensales que quisieron irse sin pagar lo que habían consumido y que una vez esposado, Diego Rubén Villareal Cabrera empezó a temblar.

   Los efectivos intentaron hacerle maniobras de RCP y lo trasladaron al hospital Argerich donde finalmente falleció.

Según el juez que investiga el hecho, por el momento no dispuso la detención de los efectivos ya que la autopsia confirmó que se trató de una cardiopatía no traumática por lo que su muerte no está relacionada con golpes como dijeron algunos testigos del hecho.

Sin embargo la investigación dentro de la fuerza continúa y no se descarta alguna desafección.

Según el comunicado de la Policía de la Ciudad que también intervino en el hecho, “por disposición del Juzgado en turno, dispuso intervención de Gendarmeria Nacional, realizando actuaciones y las pericias en el lugar.Se labraron actuaciones por Homicidio Culposo, Atentado y Resistencia a la Autoridad y Lesiones”.

El hecho ocurrió cerca de la medianoche del último miércoles cuando Diego Rubén Villarreal Cabrera, 32 años y de nacionalidad paraguaya, compartió una pizza con tres amigos en una pizzería frente a la terminal del Tren Roca.

Cuando finalizaron de comer, la mesera les llevó la cuenta pero los hombres, en visible estado de ebriedad, quisieron hacer “un paga Dios”.

En ese momento, un custodio y un policía que comían en el lugar se enfrentaron con el grupo de amigos y, luego, cuatro efectivos lograron detener a dos de ellos.

De acuerdo a lo que señalaron a través de las redes sociales de Crónica testigos del suceso, el hecho ocurrió en el local gastronómico “Roca&Pizza”, situado en la entrada del Hall Central de la citada cabecera ferroviaria, sobre la calle Lima.

“A los policías se les fue la mano. El hombre tenía la cabeza reventada. Vimos que le pegaban con una radio. Fue una situación horrible”, detallaron los testigos al matutino porteño.

Contanos que te pareció la nota