Militancia kirchnerista | Indagan a los presuntos autores de la carta bomba a INDRA |

13-09-2017
La investigación llevó a identificar a Fresco como quien habría entregado el paquete para ser llevado a la empresa Indra

La explosión ocurrió el último 10 de agosto en las oficinas de Indra en Puerto Madero, la firma española que estuvo encargada de contabilizar provisoriamente los votos en las PASO y que lo hará en los comicios de octubre.

El atentado dejó dos heridos leves: una recepcionista de 25 años, que sigue recibiendo asistencia psicológica, y un cadete de 38. La pericia determinó que el sobre contenía una bomba casera rellena de pólvora negra.

“El mecanismo contaba con una trampera para ratones (sistema de retardo) y una batería de 9 volts (sistema de iniciación).  Todo ello dentro de una caja de madera con tapa de apertura tipo bisagra”, dijo el informe realizado por la División Explosivos de Policía Federal.

 

Antes de llegar a las oficinas de Puerto Madero, el paquete había sido entregado por un motoquero en otra sede de la empresa, en Paraná y Santa Fe, el 7 de agosto a las 15:30.

El cadete que trasladó la encomienda fue identificada y pudo aportar un identikit de la persona que entregó el sobre.    Como se habían comunicado por teléfono previamente, los investigadores siguieron esa pista, y en los últimos días, una serie de escuchas telefónicas terminaron de aportar los últimos datos.

 

El delito por el que están investigados los detenidos está contemplado en el artículo 186 inciso 4° del Código Penal, que contempla penas de 3 a 15 años de prisión, a quien “causare explosión, si hubiere peligro de muerte para alguna persona”.

El juez federal Rafecas, que continúa con la investigación, indagará mañana jueves a los dos detenidos.

Mariano Fresco y Veronica Altamirano detenidos esta mañana tienen una pública militancia kirchnerista como se demuestra en una simple recorrida por sus redes sociales

En el perfil de Twitter Fresco se define como Funebrero, kirchnerista y fanático del “Indio” Solari.

En tanto, la hija de la pareja detenida por el ataque a la empresa INDRA aseguró que se una “injusticia” ya que “el número que se está investigando no coincide con ninguno de los que teníamos acá”, indicó Altamirano.

“Salen a laburar a las 7 y vuelven a la hora que pueden”, manifestó al canal de noticias A24. Además negó que sus padres tengan antecedentes y agregó que “si tuviéramos plata para mandar explosivos por correo, hubiese preferido que edificaran mi casa”, finalizó.

Detuvieron a los presuntos autores del atentado con carta bomba a la empresa INDRA

Contanos que te pareció la nota